Aprendizaje basado en la simulación

Medicina integral y comunitária

Modelo de formación
centrado en el estudiante

Trabajo cooperativo

Catalán
Noticias
  • 15.02.2019

    A partir lunes 18 de febrero se pone a disposición de los trabajadores de la UVic, el primero de una flota de dos vehículos eléctricos para desplazamientos corporativos, gracias a un acuerdo con la cooperativa Som Mobilitat. De esta manera se pone en marcha el 'Proyecto e-movilidad' con el objetivo de mejorar la movilidad de los trabajadores en términos de sostenibilidad, eficiencia y funcionalidad. "Con la puesta en marcha de este proyecto se consolida el compromiso de la Universidad para el desarrollo sostenible, sin perder la visión social, ya que lo hacemos acompañados de la Cooperativa Som Mobilitat, que desarrolla una función muy importante para el -y en el - territorio ", según ha manifestado el director del Área de Infraestructuras y Servicios Generales de la UVic, Arnau Bardolet. Otros sistemas de movilidad sostenibles En las siguientes fases del proyecto se prevé incrementar la flota de vehículos eléctricos así como otros sistemas de movilidad sostenible como la bicicleta o el patinete eléctrico. Inicialmente se dispone de un coche 100% eléctrico (cero emisiones de CO2), modelo Renault Zoe, con una batería de 40kW y una autonomía media de 250-300km, según el uso que se haga del motor, así como del tipo de conducción. Este primer coche ya está ubicado en el parking de la Torre dels Frares, en la calle Perot Rocaguinarda, donde se han habilitado dos plazas señalizadas para su estacionamiento y carga (plazas exclusivas para los coches eléctricos Som Mobilitat - UVic-UCC). El punto de carga está situado entre las dos plazas y permite cargar los dos vehículos de forma simultánea. Cabe destacar que la energía utilizada para estas cargas proviene de la energía producida para el autoconsumo, fruto de la nueva instalación de placas solares de la cubierta del edificio de la Torre ddels Frares. Las personas que quieran hacer uso de los coches eléctricos deberán darse de alta como usuario a través del espacio e-movilidad que se ha habilitado en la intranet de la universidad y una vez confirmada el alta, ya se podrá proceder a hacer la reserva del coche a través de una App o de la web de Som Movilitat. Más eficiencia, más autonomía Con el uso del coche eléctrico se promueve el uso de las energías renovables, además de la reducción de emisiones de efecto invernadero y de la disminución del uso del vehículo privado. Los vehículos 100% eléctricos aprovechan la energía de las frenadas y los desniveles para generar electricidad que se acumula en las baterías. Así son más eficientes y aumenta su autonomía. Apostando por el vehículo compartido se quiere facilitar la movilidad interna y externa de los trabajadores, impulsando al mismo tiempo un servicio de movilidad eléctrica compartida. Si se quiere utilizar el vehículo para usos personales, existe la opción de darse de alta como socio de Som Mobilitat y hacer crecer el proyecto de esta cooperativa. Som Mobilitat es una sociedad cooperativa de consumidores y usuarios, sin ánimo de lucro, que impulsa acciones y proyectos que contribuyen a que todos los desplazamientos de sus socios sean más sostenibles y contaminen menos, reduciendo, al mismo tiempo, el número de vehículos en las ciudades . Lo hace con base a los principios de movilidad, comunidad, sostenibilidad, ciudad, calidad y ahorro.

  • 11.02.2019

    El pasado 29 de enero tuvo lugar el primer "Methods Matter", un 'Meeting' relacionado con la investigación de las lesiones deportivas celebrado en Copenhague, en el que asistió el Dr. Martí Casals, profesor agregado de la Facultad de Medicina de la UVic-UCC. En la reunión participaron 25 investigadores de varios países y expertos en la temática, entre los que había perfiles muy variados; desde bioestadísticos deportivos, epidemiólogos de lesiones deportivas, metodólogos de grupos de investigación del Comité Olímpico Internacional (COI), hasta editores de revistas médicas y de fisioterapia deportiva. El principal objetivo de los asistentes era debatir sobre la metodología en estadística y epidemiología. El Dr. Martí Casals, profesor agregado de la Facultad de Medicina e investigador del grupo de SPARG del Centro de Estudios de Deporte y Actividad Física (CEEAF) de la UVic-UCC, fue uno de los representantes del 'Meeting' y habló de la importancia de la bioestadística deportiva en este ámbito y las diferentes aplicaciones que puede tener.

  • 07.02.2019

    Los ex jugadores de la NBA afroamericanos y los de mayor estatura, en general, mueren antes que los jugadores blancos y los de menor estatura, según las conclusiones de un estudio realizado por investigadores españoles y publicado en Applied Sciences el pasado 1 de febrero. A pesar de ello, la tasa de mortalidad anual es menor entre los ex jugadores de la NBA que entre la población general de Estados Unidos, también según este estudio.   El trabajo, uno de los más amplios realizados en cuanto a muestra, analiza un total de 3.985 jugadores que participaron en la liga de baloncesto profesional americana desde su nacimiento en 1946 hasta abril de 2015, 481 de ellos todavía en activo. Del total, 687 habían fallecido (un 19,1%) antes del 15 de abril de 2015. La investigación utiliza modelos estadísticos para el análisis de supervivencia donde se consideran diversas variables de control relativas a características fisiológicas, demográficas y de competición de los jugadores.   El estudio lo lideraron José A. Martínez, del Departamento de Economía de la Empresa de la Universidad Politécnica de Cartagena; y Martí Casals, del Centro de Estudios en Deporte y Actividad Física (CEEAF) de la Universidad de Vic ? Universidad Central de Catalunya (UVic-UCC) y del Departamento de Ciencias del Deporte del FC Barcelona - Barça Innovation Hub. También ha contado con la colaboración de Klaus Langohr, del Departamento de Estadística e Investigación Operativa de la Universidad Politécnica de Catalunya - Barcelona Tech (UPC) y del grupo de investigación en Bioestadística y Bioinformática (GRBIO) de la misma universidad, así como del periodista de datos Julián Felipo, de la sección de baloncesto de El Mundo Deportivo. El equipo, multidisciplinar, cuenta con experiencia ?no solamente en el campo del baloncesto sino también en el de la epidemiología, la estadística, el periodismo de datos y la ciencia en general?, dicen los autores.  Muertes prematuras de jugadores retirados Los últimos años, colectivos de jugadores y exjugadores, así como los medios de comunicación, han mostrado su preocupación por la muerte prematura de jugadores retirados de la NBA. Uno de los ejemplos más significativos fue la muerte de diversos exjugadores, todos ellos menores de 60 años, entre febrero y septiembre de 2015: Moses Malone (de 60 años), Darryl Dawkins (58), Jerome Kersey (52), Jack Haley (51), Christian Welp (50) y Anthony Mason (48). "Yo siempre le digo a mi mujer que no vas a ver a muchos hombres de siete pies (2,13) por la calle con 75 años", dijo coincidiendo con esas noticias Larry Bird, campeón con los Boston Celtics, en un reportaje de Jackie MacMullan en el portal de deportes ESPN que recoge el estudio. Otro pívot histórico, Bill Walton, añadía en el mismo artículo que "los deportistas somos nuestro peor enemigo porque no escuchamos a nuestros cuerpos, no escuchamos a los médicos y no nos damos cuenta hasta que es demasiado tarde".   ?Esto hizo que mucha gente se planteara si practicar baloncesto profesional podría ser un factor de riesgo para la salud?, explican José A. Martínez y Martí Casals. De hecho, la NBA y la asociación de jugadores reaccionaron en 2016 creando un plan para realizar chequeos a jugadores retirados. Desde 2013, un estudio analizaba la estructura y las funciones cardíacas de 526 jugadores en activo en las plantillas. Previamente, y coincidiendo con el 50 aniversario de la NBA, en 1996, la liga ya realizó un estudio sobre mortalidad que cubría un total de 2.810 jugadores.  Los más altos y los afroamericanos mueren antes Después de analizar a los 3.985 jugadores que participaron en la NBA desde su nacimiento en 1946 hasta el abril de 2015, los resultados de este estudio sugieren que la altura y la etnia están asociadas a la mortalidad. Los jugadores más altos y los afroamericanos, en general, mueren antes que los jugadores más pequeños y blancos. Al mismo tiempo, ?hemos mostrado empíricamente que la tasa de mortalidad anual en general es menor entre estos exjugadores que en la población en general?, afirman Martínez y Casals   Entre los factores que pueden explicar estas diferencias, el estudio apunta, principalmente en el caso de los jugadores afroamericanos, al ?efecto del trabajador saludable?, es decir a ?la tendencia de la población activa y empleada a mostrar índices de mortalidad más favorables que la población general?, según explican los investigadores. Asimismo, también se apunta a la hipótesis de la brecha salarial como factor que podría explicar las diferencias en mortalidad.   Las conclusiones del trabajo pueden resultar de utilidad para diseñar estrategias en planes de salud y en los criterios de destinación de recursos en relación a políticas sanitarias. En el caso de la estatura, ?un factor de riesgo claramente identificado?, el estudio ?puede ayudar a implementar acciones concretas de prevención y monitorización?. En cuanto a la etnia, los resultados ?pueden contribuir a dilucidar si existe, además de los factores socioeconómicos, algún tipo de causa relacionada con la morfología del corazón, como alguna investigación ya ha sugerido con anterioridad?, apuntan Martínez y Casals. Además, proporciona estimaciones sobre la esperanza de vida de los jugadores en función de la estatura y la etnia teniendo en cuenta el año de debut en la NBA.   Los datos relativos a estatura y etnia, claves en el resultado final, fueron obtenidos de múltiples fuentes con un proceso de validación que implicó una doble codificación manual e independiente por parte del equipo de investigación. El estudio se ha publicado respetando los códigos de ?Open Science? para dar acceso público y abierto, con criterios de transparencia y permitiendo la reproducibilidad de los datos, y conecta con un estudio previo sobre tromboembolismo pulmonar realizado por Martínez y Casals y con un artículo de Julián Felipo sobre si la de jugador pívot podía ser una profesión de riesgo en la NBA.

  • 05.02.2019

    Durante los días 30 y 31 de enero y 1 de febrero tiene lugar el X Encuentro de Profesorado de las Ciencias de la Salud en el Campus Bellvitge, donde la Facultad de Medicina de la UVic-UCC ha presentado su análisis "Un ejemplo de evaluación programática en la Facultad de Medicina de la UVic-UCC ".  El estudio, realizado por Josep Roma, responsable de evaluación y miembro de la Cátedra de Educación médica de la Facultad de Medicina de la UVic-UCC; Elisabet Sarri, coordinadora del 2º curso del grado en Medicina; Carles Blay, coordinador del 1er curso del grado en Medicina y Ramon Pujol, Decano de la Facultad de Medicina de la UVic-UCC, muestra cómo los alumnos del grado obtienen una nota final que resulta ser el sumatorio de varias notas, obtenidas a través de diferentes métodos. De este modo, los estudiantes no disponen de ningún formato evaluativo que permita conseguir una única nota.  En el marco de este encuentro, se han trabajan diversos temas relevantes para la mejora de la calidad en la docencia y se han propuesto talleres interactivos, exposiciones, mesas de debate y ponencias dedicadas a los nuevos retos e innovaciones, con especial relevancia en el análisis de la relación entre la innovación y la investigación docente. En esta edición también se ha abordado el futuro del profesorado universitario por la trascendencia que tiene en la calidad de la docencia.

  • 04.02.2019

    El Servicio de Donación de Cuerpos de la Facultad de Medicina de la Universitat de Vic-UCC ha obtenido un total de 178 donantes el primer año de funcionamiento. Un servicio que se puso en marcha el pasado 1 de febrero de 2018 y que contribuye a mejorar la enseñanza y la preparación de los futuros profesionales de las Ciencias de la Salud. La donación del cuerpo es un acto altruista, libre y voluntario que permite a los alumnos estudiar la anatomía como fundamento de los conocimientos médicos y quirúrgicos, además de entender e investigar las bases de determinadas patologías. De este modo, las donaciones permiten ayudar en el progreso de la investigación médica y científica de la UVic-UCC, que después de un año ya dispone de 178 cuerpos, de los cuales 74 son hombres y 104 mujeres, con la franja de edad más común entre los 60 y los 70 años. En principio, puede hacerse donante cualquier persona mayor de edad, en uso de sus plenas facultades mentales, que manifieste por escrito la voluntad de dar el cuerpo a la ciencia. Es un procedimiento que se hace de forma presencial en la Facultad de Medicina de la UVic-UCC, para el que hay que ir acompañado de un testigo y llevar el DNI. Una vez registrados los datos, el donante obtendrá un carnet personal e intransferible que le acreditará como tal. Tras el fallecimiento, hay que llamar a la funeraria correspondiente e indicar que se trata de un donante de la Facultad de Medicina de la UVic-UCC, para que pueda hacerse el traslado del cuerpo. Una vez en la Facultad se le practica una analítica para confirmar que el donante no sufría ninguna enfermedad infecciosa como la hepatitis B y C, el VIH, la tuberculosis o sepsis, y en caso de resultado negativo se procede a embalsamar el cuerpo. Un proceso que tanto antes como después del fallecimiento garantiza el anonimato absoluto al donante. Hasta hace un año, dar el cuerpo a la ciencia era más complicado, ya que sólo podía hacerse a las facultades de medicina de Barcelona o su entorno. Este servicio de la UVic-UCC lo hace extensivo al territorio. Así, todos los habitantes de la Cataluña Central que lo deseen, pueden inscribirse en el registro para dar su cuerpo a la ciencia y ayudar al progreso de la medicina.

  • 31.01.2019

    El nuevo rector de la Universidad de Vic - Universidad Central de Cataluña (UVic-UCC), Josep-Eladi Baños, ha tomado posesión del cargo en una ceremonia solemne en una Aula Magna de la UVic-UCC llena a rebosar. Baños explicó que se presentó para ser rector de la UVic-UCC por la singularidad de la institución: "es la única universidad catalana que nace a iniciativa de los ayuntamientos y que persiste bajo su dirección". Para el nuevo rector, la identificación de Vic y Manresa con la Universidad debe permitir desarrollar una economía basada en el conocimiento en la Cataluña central que puede hacer que las comarcas centrales "sean una posibilidad profesional y vital". Esto permitiría "una redistribución territorial, un hecho de especial importancia para nuestro país", afirma Baños. A parte, el rector, en un discurso emotivo y muy personal, se ha referido también al equipo humano de la UVic-UCC que "ha demostrado una resiliencia admirable" y la posibilidad de aplicar un "modelo educativo del siglo XXI" como los otros motivos que la han impulsado a ser rector de la Universidad. Para él, sin embargo, esto sólo será posible con recursos adicionales y ha precisado que la Universidad los necesita "después de estos años de esfuerzo constante y mantenido" y " para no perder la motivación y el compromiso ". La UVic-UCC, un factor de reconstrucción nacional El presidente de la Generalidad de Cataluña, Quim Torra, ha destacado la labor de la UVic-UCC para dar "valor añadido" a las ciudades medianas y aseguró que, desde esta posición, se erige como "un factor de reconstrucción nacional". Además, también ha asegurado que la Universidad tiene "la ambición de dirigirse al mundo para ser un activo de país". Finalmente, Torra ha instado a la comunidad universitaria, y especialmente a los estudiantes, a convertir la Universidad en un "refugio de ideas y reivindicaciones y que no se canse nunca de reclamar justicia, libertad y democracia". La presidenta del Patronato y alcaldesa de Vic, Anna Erra, afirmó que el rector Baños "recibe una buena herencia" de los anteriores rectores que han llevado años de crecimiento y consolidación de la fuerza de la Universidad. Además, ha asegurado que el nuevo rector "encuentra la Universidad en un momento dulce". Erra también ha hecho referencia a la federación con la Fundación Universitaria del Bages y ha asegurado que "nos hace cada vez más fuertes, genera oportunidades para los jóvenes y es clave para el territorio". Su antecesor en el cargo, Joan Masnou, ha asegurado que se ha sentido muy "honrado por haber asumido el rectorado de la Universidad" y ha agradecido el apoyo del Patronato y la comunidad para sacar adelante el proyecto de "hacer de puente entre dos rectores electos ". Masnou ha reivindicado "el compromiso" de la Universidad con el país y los ciudadanos y aseguró que la tarea de la institución es "religar las comarcas del interior desde el conocimiento y formar ciudadanos comprometidos con el progreso de la Cataluña central". Un nuevo diseño de medalla La toma de posesión del cargo se ha singularizado a través de la firma del documento de aceptación en presencia de la presidenta del Patronato y del presidente de la Generalitat, que también lo han firmado. A continuación, Torra le ha impuesto la medalla de rector que este año se ha renovado con un nuevo diseño hecho por el joyero Jordi Sala y el diseñador Ton Granero, que ha modificado la tradicional forma cuadrada por un contorno redondeado. La secretaria general de la UVic-UCC, Maria Ángeles Crusellas, ha sido la encargada de leer el acuerdo de nombramiento del Patronato. Baños fue nombrado el pasado 17 de diciembre tras ser elegido de entre 13 candidatos y de haber recibido el apoyo de un 79,4% de del Claustro de la Universidad. El nuevo rector es el sexto de la UVic-UCC continuando el legado de Ricard Torrents, David Serrat, Assumpta Fargas, Jordi Montaña y Joan Masnou. Todos ellos han estado presentes en el acto y le han acompañado desde la primera fila. El pasado 7 de enero Baños inició su mandato tomando el relevo de Joan Masnou, que fue rector en funciones durante 6 meses después de que Oriol Amat no aceptara el cargo de rector por motivos personales. Biografía Josep-Eladi Baños Díez (Sabadell, 1958) es doctor en Medicina y catedrático de Farmacología por la Universidad Pompeu Fabra (UPF) y dirige el Programa Margalida Comas de la Generalidad de Cataluña para la excelencia docente de las universidades catalanas (2017). Ha sido director del Grupo de Investigación Educativa en Ciencias de la Salud desde el 2017 hasta ahora y en el ámbito de gestión ha sido vicerrector de Docencia y Ordenación Académica (2005 a 2013) y vicedecano de la Facultad de Ciencias de la Salud y de la Vida (2004-2005). Es un referente en el ámbito de la innovación docente y está especializado en la aplicación de modelos de aprendizaje basados en problemas y en el uso de las humanidades (cine, literatura y series de televisión) en la docencia. Es autor o coautor de más de seiscientas publicaciones, setenta de ellas en el ámbito de la educación universitaria. Ha recibido varios premios a la calidad docente, como el tercer premio nacional de investigación e innovación educativa del Ministerio de Educación y Ciencia (2006) y cuatro distinciones Vicens Vives a la innovación docente de la Generalidad de Cataluña (2005, 2009, 2013 y 2015).

1
|
2
|
3
|
4
|
5
|
6